Implante capilar en Barranquilla

Qué es el injerto capilar en Barranquilla

La pérdida del cabello y debilitación en el cuero cabelludo se conoce como alopecia, o simplemente calvicie, donde mechones de este sufren una caída y dejan el cabello desnivelado y débil. Por cualquier razón ocasionada, que mencionaremos a continuación, la calvicie afecta a aquellos que la poseen, su autoestima e imagen personal, por lo que se han desarrollado técnicas para tratarla y que estos puedan regresar a su estado anterior.

A una de las técnicas más exitosas, la cual supone una cirugía estética, se le llama injerto capilar en Barranquilla, donde cada uno de estos cabellos perdidos es reemplazado por un folículo capilar que estimule el crecimiento y permita regenerar los cabellos individualmente.

En el injerto capilar en Barranquilla se debe tomar en cuenta cuántos años tiene el paciente y la salud general del pelo así como las características de la alopecia, de manera que el trasplante se pueda enfocar en el caso específico y tratarlo de la manera más efectiva. Es importante aclarar la razón por la que se generó la calvicie, así como aclarar que es común y posible tanto en hombres como mujeres, aunque aquellos de género masculino sin mucho más propensos a este, y cada sexo supone diferentes causas de la alopecia.

En las mujeres, sucede por dos razones. La primera es el embarazo, aunque durante el embarazo se generan hormonas que promueven el crecimiento del cabello, una vez en la etapa postparto, estas hormonas disminuyen significativamente, por lo que se debilita el cuero cabelludo. La alopecia después del embarazo es muy común y se presenta en una gran parte de las mujeres que hayan dado a luz. La segunda causa de alopecia en las mujeres es la menopausia, durante esta etapa, el ciclo de vida del cabello se vuelve menor, además de que el organismo libera mayor cantidad de hormonas masculinas, conocidas como hormonas androgenéticas, las cuales influyen grandemente en la pérdida del pelo.

En hombres, la calvicie se presenta mucho más que en las mujeres, y es generada principalmente por la predisposición genética que se pueda tener. Si un hombre posee parientes directos con calvicie, lo más probable es que este sufra lo mismo alcanzada cierta edad. Además, estos presentan altas cantidades de hormonas androgenéticas, que aceleran o incrementan el proceso.

Ahora, ambos géneros pueden compartir causas de la alopecia, donde podemos ver primeramente la edad, como sabemos, uno de los signos del envejecimiento es a aparición de canas, dado por la pérdida de melanina en el cabello. Asimismo, las fibras de proteínas que constituyen el pelo van disminuyendo en tamaño además de perder pigmento, por lo que un cabello una vez grueso y oscuro puede convertirse gradualmente en uno delgado y blanco. El estrés puede causar hasta tres tipos de calvicie, sea estrés emocional o físico.

Usualmente, no produce una pérdida del cabello permanente, pero sí se puede convertir en crónica si no es tratado, por lo que la mejor manera de prevenirlo es controlar el estrés a gran medida. Además, la mala alimentación puede originar la conocida como alopecia por déficit nutricional, es ocasionada debido a la falta de vitaminas y proteínas en la dieta de una persona, por lo que el cabello es incapaz de producir cabellos nuevos de la misma manera. Por esta razón, para tener un cabello sano se recomienda consumir proteínas, verduras, frutas y alimentos específicos como el pescado y el chocolate negro.

Esta dieta, cuando se sobrepone a un ejercicio intenso constante, genera una rápida pérdida de peso. Aquellos ejercicios que involucren fuerza consumen la proteína del cuerpo, y causan sudoración, que aumenta la grasa en el pelo y, así, su caída. Otro punto importante es el descuido en el tratamiento del cabello, lo que puede presentarse si una persona maltrata el cabello por tiempos prolongado, con actividades como atarse el pelo con mucha tensión en este muy seguido, causando la llamada alopecia por tracción. También sucede tras el uso de tintes, los cuales debilitan las fibras capilares.

Además de la alopecia como un trastorno individual, esta también puede ser un síntoma o consecuencia de otros. Personas con diabetes pueden experimentar calvicie debido a los altos niveles de glucosa, interrumpiendo el flujo adecuado de la sangre. También se ve en las personas que sufren de lupus, padecimiento en el cual el cabello se torna más fino y se pierde en mechones.

Además, lo medicamentos y tratamientos ante estas enfermedades pueden causar alopecia, nombrando medicinas como antidepresivos, anticonceptivos, betabloqueadores, antinflamatorios, entre otros; así como tratamientos como la quimioterapia, la cual es conocida por causar hasta pérdida total de cabello, y radioterapias en la cabeza, donde la cantidad de cabello perdido depende de la intensidad de la radiación administrada.

Cualquiera de estas razones puede causar alopecia, por lo que el siguiente paso es determinar el tipo específico de calvicie que se está sufriendo. Entre los tipos de calvicie podemos nombrar primeramente  la alopecia androgenética pues es la más vista, especialmente en hombres, ya que es generalmente dada por herencia genética, la cual da como consecuencia problemas hormonales donde la persona suelta grandes cantidades de hormonas masculinas o androgenéticas que promueven la pérdida del pelo se ve como una caída general y disminución de densidad, y los hombres también pueden ver la recesión del pelo en las entradas y la coronilla, causando una forma de “M”.

En segundo lugar podemos mencionar la alopecia areata, la cual se observa en pacientes con altos niveles de estrés que ataquen así el estado de su pelo. Además de la caída de este, el cuero cabelludo también sufre cambios, viéndose más inflamado. Este tipo de alopecia se muestra en forma de parches y es más común en personas alrededor de los 20 años de edad.

Otro tipo de alopecia que, igual a la androgénica, sólo ataca la densidad del pelo es la alopecia difusa o efluvio telogénico, pues esta en vez de parches torna el cabello más fino y quebradizo, debilitándolo hasta que cae y no se regenera. Los pacientes con efluvio telogénico son usualmente aquellos que deben atravesar la quimioterapia o radioterapia, y aquellas que no consuman vitaminas y proteínas.

Asimismo, tenemos a la alopecia cicatricial, la cual se diferencia de las demás por verse más que todo afectado el cuero cabelludo, bajo irritación, inflamación, enrojecimiento y descamación, por lo que la piel en esta zona es reemplaza por tejido cicatricial, donde no es posible el crecimiento de nuevos cabellos hasta que sea tratado. Puede resultar doloroso para aquellos que lo padecen.

Si bien la alopecia no se observa en un corto período de tiempo y este usualmente se expande por años, la alopecia fibrosante es aquella que muestra la menos cantidad de signos visibles para su diagnóstico, donde el cabello se debilita lentamente, en especial al frente y a los lados del cuero cabelludo. Es más visto en mujeres durante la menopausia.

Otros tipos de calvicie que merecen ser nombradas son la tricotilomania, un trastorno nervioso donde la persona se remueve mechones de pecho; la alopecia traumática, la dada al usar peinados muy tensos; calvicie por hongos que causen infección; y foliculitis, donde los folículos pilosos se inflaman tanto que se destruyen y el cabello no puede crecer de nuevo.

Así como algunas de las alopecias mencionadas pueden ser curadas con tratamientos si se detectan a tiempo, o incluyo previniendo las causas dadas con anterioridad, muchas veces la única solución yace en el injerto capilar en Barranquilla, solución que garantiza mejoría incluso en los casos más drásticos. Una persona que decida someterse a esta operación microquirúrgica acudirá al cirujano con el diagnóstico correcto, de manera que este pueda comenzar el procedimiento.

Cuáles son las técnicas utilizadas en un injerto capilar en Barranquilla

La cirugía de injerto capilar puede durar de entre 6 a 10 horas dependiendo del grado de alopecia así como el tipo de operación que se vaya a realizar, por lo que se puede considerar como una intervención relativamente extensiva. Para los tipos de alopecia aplicables para este tratamiento, existen dos técnicas posibles para el trasplante capilar en Barranquilla:

  1. Técnica FUT: Se conoce como la técnica de la tira, ya que es exactamente esto lo que se remueve del cuero cabelludo en el área donante, una cinta de 1 centímetro de ancho y alrededor de 20 centímetros de largo, usualmente perteneciente a la parte posterior de la cabeza, y luego de retirarla se sutura la incisión de manera que la cicatriz sea imperceptible. Una vez separado completamente la cita, se divide en unidades foliculares de manera que cada una posea dos o tres cabellos, y se van insertando en la zona destino en lugares estratégicos que traten de manera óptima las necesidades del paciente. La técnica FUT es recomendada para una gran variedad de casos de alopecia, ya que logra resultados naturales y no es necesario que el paciente se rasure para el procedimiento.
  2. Técnica FUE: Como su nombre lo indica, el Follicular Unit Extraction o Extracción de Unidades Foliculares, es un procedimiento en el cual las unidades foliculares se extraen individualmente, y no en una tira como la técnica FUT. Primeramente, se debe rasurar la zona donante, lo que no expone un obstáculo pues esta usualmente es un área donde el cabello siempre seguirá creciendo, y se comienzan a retirar las unidades foliculares. Estas unidades tienen un tamaño aproximado de 0,8 milímetros, y esta serie de incisiones se realizan mediante el acto llamado micropunch. Siguiendo esto, la zona donante, que en la mayoría de los casos supone la parte frontal o partes laterales de la cabeza, se va poblando poco a poco con estos nuevos pelos en los lugares más necesitados.

Al terminar una operación de injerto capilar, se colocarán vendajes en el área intervenida y debido a que es un procedimiento ambulatorio, el paciente podrá volver a su casa el mismo día.

Quién puede someterse a un injerto capilar en Barranquilla

Para poder solicitar a un trasplante capilar, el paciente deberá contar con cierto grado de alopecia, y haber sido afectado por las razones de esta, por lo que la persona tendrá poca densidad o parches de calvicie alrededor del cuero cabelludo. Sin embargo, existe un perfil ideal entre los pacientes para garantizar un resultado óptimo y que la cirugía de injerto capilar en Barranquilla pueda solventar permanentemente los problemas en su cabello. Dichos requerimientos son:

  • Edad: Aunque es posible que personas más jóvenes o mayores participen en un trasplante capilar, el rango preferido en esta operación cae entre los 30 y 45 años, puesto que si se realiza antes la alopecia puede no estar completamente definida y es posible que el paciente observe pérdida de pelo más adelante en su vida; y para personas mayores de 45, puede que la cirugía no sea suficiente desde el inicio, no permitiendo una completa recuperación de la densidad.
  • Zona donante abundante: Para que la zona receptora reciba una cantidad justa de folículos capilares, el área donante debe ser suficiente para sostener los injertos y volver a crecer por sí sola luego de la operación. Sin esta donación, no hay manera de que la persona otorgue los cabellos necesarios a las partes de calvicie en el cuero cabelludo, lo que interviene en un resultado exitoso.
  • Buena salud: No es solo un requerimiento en este tipo de cirugía sino en cualquier tipo de intervención quirúrgica, ya que puede que ocurran complicaciones y reacciones adversas durante la operación. Por eso es mejor visto como paciente ideal a aquellos que no posean probabilidades de comprometer el procedimiento, o que causen reacciones adversas a la anestesia suministrada o sean más vulnerables a mala cicatrización o infecciones.
  • Sin enfermedades: Los tipos de alopecia que no pueden ser tratados en un injerto apilar son aquellos cuyas causas son externas a la salud del paciente e, incluso si se trata la calvicie mediante este procedimiento, esta continuará luego del trasplante ya que no se logró tratar el problema principal, como puede ser el estrés, o trastornos como la tricotilomania. Es recomendable que la persona controle dichos inconvenientes y observe mejorías en la alopecia antes de considerar un injerto capilar en Barranquilla.

Antes de un injerto capilar en Barranquilla

Llegado el momento donde el tipo de alopecia ha sido diagnosticado y el paciente confirmado apto para un injerto capilar en Barranquilla, el siguiente paso consta en comenzar el preoperatorio, donde el cirujano otorgará toda la información y guianza necesaria para el cumplimiento de las normas previas antes del trasplante capilar, lo cual garantizará el mejor resultado posible.

Esto incluye la realización de varias pruebas y exámenes capilares. Entre dichas pruebas tenemos primeramente la tricoscopia, la cual ayuda al diagnóstico y permite una vista hacia la salud del cuero cabelludo, utilizando un dispositivo colocado sobre este ya sea con un líquido o “en seco”, analizando así el estado general de las partes enfermas y sanas del cuero cabelludo del paciente.

Otra versión de este tipo de procedimiento es el tricograma, donde ya es necesario extraer un mechón de pelo para examinarlo por separado bajo un microscopio, obteniéndose ya sea cortándose los mechones o sujetándolos y halándolos si es necesario obtenerlos de raíz.

Además de estos dos, un análisis de sangre también es útil antes de un injerto capilar, de manera que se tenga seguridad que el paciente no posee presencia de hepatitis o SIDA, y que el sangrado durante la operación no sea un obstáculo a su realización; además de la historia clínica y antecedentes familiares que pueda tener, sabiendo que esto toma un gran rol en la aparición de la alopecia especialmente en hombres.

Luego de los exámenes, el paciente será notificado de cuáles son los cambios que debe tomar en su vida diaria antes de la operación, contando así el abandono del hábito de fumar si es fumador, ñor al menos una semana antes del injerto capilar en Barranquilla, así como la suspensión del uso de geles o cualquier producto para el cabello además de los usuales en su lavado.

También es importante notar que la persona no debe participar en ejercicios exhaustivos como el cardio, y que es mejor reemplazarlo con masajes en la zona a tratar de manera que se estimule el área con movimientos verticales y horizontales. El día de la operación el paciente debe estar en ayunas, sin consumir cualquier tipo de bebida o comida, y su última comida debe haber sido una ligera, fácil de digerir, esto para que dicha intervención sea mucho más segura para el paciente.

En general se busca que el paciente y su cuero cabelludo esté en las óptimas condiciones que disminuyan la posibilidad de cualquier complicación, así como garantizar una operación cómoda con los mejores resultados una vez esté terminada.

Después de un injerto capilar en Barranquilla

Una vez culminado el trasplante capilar, la zona será vendada y el paciente usualmente será dado de alta el mismo día, dando comienzo al post operatorio, donde se deberá observar la evolución del injerto capilar en Barranquilla de manera que sea satisfactoria. Al segundo día el paciente deberá regresar al consultorio para la primera cota de revisión, donde le removerán los vendajes y el pelo será lavado de manera que estimule los folículos capilares y que estos se adapten a la nueva posición que tengan.

Posteriormente, el paciente aún no podrá participar en ejercicios como el cardio o de musculatura, así como no deberá consumir medicinas anticoagulantes o aspirina o cualquier tipo de bebida alcohólica. Se recomienda que mantenga la cabeza elevada y no toque el área intervenga. Antes de alcanzar las dos semanas es importante que no tenga contacto con el sol, y antes del primer mes no está permitido cortarse el pelo.

Cuándo se aprecian los resultados de un injerto capilar en Barranquilla

Los resultados no serán inmediatos, ya que se debe esperar a que el cabello continúe su ciclo de descanso y crecimiento, y esta evolución es relativamente lenta. Como ya mencionamos, se deben esperar unos cuantos meses para que el cabello comience a crecer paulatinamente.

Incluso cuando ya esté en esta fase, el pelo nuevo puede ser menos visible y más fino que aquél en otras zonas, como es la donante, y a medida que pasa el tiempo esté se tornará más grueso y adoptará un aspecto natural que vaya con el resto del cabello de la persona. Para alcanzar una apariencia con el que el cliente se sienta satisfecho, se debe esperar entre 11 meses y un año, en el cual podrá verse el resultado final del injerto capilar en Barranquilla.

Riesgos de un injerto capilar en Barranquilla

Las cirugías estéticas usualmente vienen con una serie de riesgos que el paciente deberá afrontar al tomar la decisión de someterse a una de estas. Afortunadamente para aquellos que sufren de alopecia, el injerto capilar en Barranquilla es una operación relativamente segura con la menor incidencia a generar complicaciones durante o después de la operación.

Sin embargo, no está de más hacer notar cuales son dichas complicaciones que pueden surgir, como es la maña cicatrización, donde la cicatriz que es usualmente invisible en el cuero cabelludo se encuentra inflamada y es muy notable en la cabeza, lo cual es el caso en muchos pacientes fumadores; las infecciones siempre son posibles en cirugías que involucren incisiones, por lo que el paciente debe asegurarse de mantener una buena higiene personal de manera que el área no sea susceptible a esta situación.

Otro par de complicaciones de mayor problemática son la pérdida de sensibilidad en la zona donante, ya que pueden ponerse en riesgo los nervios del área, pero esta usualmente se recupera y solo es preocupante si tras un par de semanas aún no presenta sensibilidad; y enemas faciales los cuales son inflamaciones en el rostro a causa de los fluidos añadidos al organismo durante la operación para reemplazar la sangre perdida, siendo este el llamado suero fisiológico, y estos enemas faciales pueden aparecer por un par de días.

En general los riesgos de un injerto capilar en Barranquilla no deberían ser un impedimento para el paciente y son o temporales o fáciles de tratar una vez que aparecen.

Puntos importantes en un injerto capilar en Barranquilla

En cuanto al trasplante capilar, es importante que el paciente conozca algunos puntos que puedan alterar el resultado. En primer lugar, el color y la textura del cabello también influyen en cómo se ve luego de la operación, ya que en pelos gruesos y de color oscuro verán resultados más notables que aquellos con cabello claro.

También se busca que el paciente haya terminado la etapa de caída en el ciclo de crecimiento del cabello, especialmente si es una persona joven, para que esta sea la única cirugía que deba hacerse y no necesite algún tratamiento de seguimiento. A su vez, l dificultad del trasplante también depende de qué tipo de calvicie posea, ya que parques definidos sin más rápidos de tratar que una falta de densidad dispersa en el cuero cabelludo.

Otro punto importante es la prohibición o abstinencia del paciente de tener relaciones sexuales por dos semanas de hecha la operación. A través del injerto capilar en Barranquilla se busca mejorar la autoestima del paciente, así como su relación diaria con su cabello y la salud de este, eliminando por completo la calvicie y otros efectos que esté sufriendo el cuero cabelludo.

Puntuación
[Total: 0 Puntuación: 0]